Declaración del CONGRESO AUTÓNOMO CUICATECO ante la eminente llegada de la minería a cielo abierto y la complicidad del Estado mexicano y sus instituciones, señaladamente el CDI delegación Cuicatlán.

Posted on Actualizado enn

trifásica

Enero de 2013

Cómo parte de las actividades regulares del Consejo de Delegados y delegadas del CONGRESO AUTÓNOMO CUICATECO, CDCAC, en días pasados se realizó la reunión ordinaria de análisis y seguimiento de la situación regional.

Después de varios días de reunión de trabajo presentamos la siguiente declaración sobre la situación de la región y la eminente llegada de la minería a cielo abierto a través de la concesión llamada la “Raquelita I”

1º Las comunidades cuicatecas agrupadas en el CONGRESO AUTÓNOMO CUICATECO declaramos nuestro más contundente rechazo al establecimiento de cualquier proyecto extractivo dentro del territorio de cualquier comunidad, ejido o municipio del pueblo cuicateco.

2º Denunciamos el uso faccioso que se hace de los programas sociales y de infraestructura en la región, electrificación, carreteras y caminos vecinales, señaladamente a través de la Comisión para el desarrollo de los pueblos Indios, CDI, cuya delegación en Cuicatlán se ha dedicado a dividir a las comunidades de la región serrana con un claro sesgo político que nada tiene que ver con el desarrollo de los pueblos y comunidades de la región.

3º Lo anterior lo realiza mediante financiamientos selectivos a organizaciones cuya finalidad es claramente divisionista, por un lado la Unión de Ejidos y Comunidades Cuicatecas, de filiación priista y por el otro al Movimiento de Unidad y Lucha Triqui, MULT, al mismo tiempo que diseña y ejecuta actividades de exclusión de las comunidades que pueden resultar “peligrosas” para los propósitos dada su capacidad organizativa, mediante argumentos que además de ridículos son totalmente falsos.

4º Desde hace aproximadamente 20 años varias comunidades del municipio de San Juan Tepeuxila habían solicitado la electrificación trifásica, misma que por falta de presupuesto, de acuerdo con el argumento oficial, no se había ejecutado, sin embargo es a partir del año 2006, luego de otorgada la Concesión minera 226964, sobre 3500 has., del municipio de San Juan Tepeuxila, que se reactivan tanto las gestiones como el inicio de los trabajos que acompañados de una mejora significativa de los caminos de terracería han ido preparando el escenario para la llegada de la concesionaria actual ALMADEN MINERALS, LTD, de origen canadiense.

5º Es aquí cuando aparecen los otros actores encargados de dividir a las comunidades, en especial la delegación regional del CDI, misma que, la gesta más reciente de la misma es su intromisión en el municipio de San Juan Tepeuxila, a quien milagrosamente se ha beneficiado con la electrificación trifásica, dicha gestión, realizada a través del CDI se vio previamente marcada por la elaboración del proyecto de desarrollo municipal a cargo de asesores de dicho organismo, por supuesto que dichos asesores no tienen el menor conocimiento sobre la realidad municipal, sin embargo fijaron las prioridades, entre ellas la electrificación, es necesario señalar que durante 20 años aproximadamente las comunidades de la región han subsistido con una línea de alimentación monofásica sin mayores complicaciones puesto que cubren perfectamente sus necesidades de energía eléctrica.

6º Paradójicamente la única comunidad, San Juan Teponaxtla, que hubiera necesitado de energía trifásica pues cuenta con un proyecto de aprovechamiento forestal, por cierto gestado y diseñado totalmente por la propia comunidad, sin el apoyo de la CDI, ha sido marginada por la propia CDI con el peregrino argumento de que no se trata ya de una comunidad indígena, las razones de ello, se trata de una comunidad con un alto nivel organizativo y autogestionario que la convierte en el obstáculo mayor a la introducción de la minería a cielo abierto.

7º Las maniobras de la CDI han llegado a extremos ridículos pues pretenden justificar la exclusión de San Juan Teponaxtla desviando el tendido de líneas eléctricas hacia la comunidad de San Andrés Pápalo, parte del mismo municipio y una de las comunidades afectadas por la Concesión minera 226964, cuando dicha comunidad tiene dicha servicio desde hace al menos diez años.

8º En este escenario resulta, todavía más preocupante la situación en tanto que la zona hacia donde se pretende dirigir el fluido eléctrico es, de acuerdo a estudios realizados por un equipo de la UAM, el área de mayor concentración de minerales dentro del polígono concedido, que por cierto rebasa exponencialmente las 3500 has., declaradas en la concesión mencionada, ello resulta especialmente alarmante pues en la región corre la información de que por presiones de la CDI el municipio de Santa María Pápalo ha aceptado ya la entrada de la empresa minera por su territorio.

Y en lo que corresponde al municipio de San Juan Tepeuxila, también fuimos informados de que sus autoridades municipales y comunales han tenido conocimiento de la implementación de dicho proyecto y hasta la fecha no han hecho nada por informarse con mayor profundidad sobre la problemática, beneficios o perjuicios que el proyecto pudiera presentar, por el contrario han permitido que los trabajos para preparar la inminente llegada de la empresa minera trasnacional ALMADEN MINERALS, LTD , se agilicen.

9º Ante este escenario el CONGRESO AUTÓNOMO CUICATECO alerta a la comunidad nacional e internacional, a los organismos de Derechos Humanos de ecologistas y a todos los grupos e individuos solidarios con la luchas de los pueblos originarios a estar alertas ante cualquier eventualidad en el territorio cuicateco.

10º El Consejo de Delegados y delegadas del CONGRESO AUTÓNOMO CUICATECO, CDCAC, representante de las comunidades cuicatecas se pronuncia por el respeto irrestricto a las leyes y tratados internacionales que garantizan los derechos de los pueblos originarios y conforme al Convenio 169 de la OIT exige una consulta a las comunidades cuicatecas, sin la injerencia de entes ajenos a la misma, sobre todo la CDI a fin de que se pronuncien sobre la situación y decidan sobre su propio territorio y cultura.

LOS CUICATECOS DECIMOS
¡¡NO A LA MINA, SÍ A LA VIDA!!
¡NUNCA MÁS UN MÉXICO SIN LOS PUEBLOS ORIGINARIOS!

FRATERNALMENTE

Congreso Autónomo Cuicateco
sndüchi nü

¡¡NO A LA MINA, SÍ A LA VIDA!!

¡¡¡Nunca más un México sin Nosotros!!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s